Cocina francesa Leche Salsas

Salsa bechamel

Receta de salsa bechamel

Podemos decir que esta receta de bechamel es a su vez ingrediente de otras recetas ya que nos será imprescindible para la preparación de platos como lasañas o canelones. Por lo tanto es una preparación que debemos saber hacer controlando su consistencia y textura sin grumos.

Siguiendo unos sencillos pasos verás qué fácil es hacer una salsa bechamel perfecta, el truco está en la preparación, removiendo continuamente con unas varillas mientras cocemos a fuego medio y añadimos la leche caliente poco a poco. Así conseguiremos poco a poco la consistencia perfecta y evitaremos que se hagan grumos.

Receta de Bechamel

Receta de salsa bechamel
Pin en Pinterest
Una receta básica indispensable para infinidad de recetas

Datos de la receta

PlatoBásicos
CocinaFrancesa
Preparación5 minutos
Cocción15 minutos
Raciones 6 personas
Autor Jose Emeterio Vicente Sabuco

Ingredientes

  • 500 ml de leche entera caliente
  • 50 gramos mantequilla
  • 1 cucharada harina unos 25 o 30 gramos
  • 1/2 cucharadita nuez moscada
  • 1/2 cucharadita pimienta negra molida
  • 1 cucharadita sal

Preparación

  • Ponemos a calentar la leche sin dejar que hierva, cuando esté suficientemente caliente apartamos el cazo del fuego.
  • Ponemos otro cazo a calentar a fuego medio, añadimos la mantequilla para que se derrita con cuidado de no quemarla.
  • Cuando se haya derretido la mantequilla añadimos la harina, removemos con las varillas hasta que coja color. Es importante que coja un color dorado para que no quede cruda y no sepa a harina.
  • Cuando la harina haya cogido color vamos añadiendo la leche reservada poco a poco mientras removemos con las varillas. Sobre todo pasar bien las varillas por el fondo del cazo para que no se pegue la bechamel. Si al principio aparece algún grumo no te preocupes, sigue removiendo y verás como desaparecen.
  • Tendremos la bechamel lista cuando se forme un hilo continuo al levantar las varillas.
  • Por último añadimos la nuez moscada, la pimienta y la sal. Dejamos un minuto más al fuego mientras seguimos removiendo con las varillas y estará lista para usarla en muchas recetas.

Consejos

  • Si vemos que la harina no está suelta podemos tamizarla con un tamizador o simplemente un colador, con esto evitaremos que salgan grumos.
  • Es importante que se tueste la harina, sin llegar a quemarla, para que no quede cruda. Si queda cruda la salsa bechamel tendrá un sabor a harina que no es agradable.
  • Si al principio de empezar a echar la leche se forma algún grumo no te preocupes, sigue removiendo y poco a poco se irá deshaciendo.
  • A la hora de reducir la bechamel hay que tener en cuenta que cuando se enfríe se espesará todavía más, por lo que si la reducimos demasiado al enfriarse quedará demasiado espesa.
  • Esta receta es adecuada para una lasaña o unos canelones, pero para unas croquetas deberemos tener una consistencia más espesa. Esto lo conseguiremos aumentando la cantidad de harina con media cucharada adicional y 20 gramos más de mantequilla.

¿Te ha gustado la receta? ¡Vótala!

5 de 1 voto

Contenido relacionado

Jose Emeterio Vicente Sabuco

Apasionado de los viajes y la cocina escribo de estos temas en recetasenlamochila.com. También pruebo recetas de Thermomix en recetasdethermomix.es

Añadir comentario

Haz clic aquí para comentar

  Acepto la política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.